Una traición

image

Gustavo Ogarrio

En el amanecer de la República, Andrés Quintana Roo inaugura, con su poema “Dieciséis de septiembre”, una retórica alambicada que va a transformar en piedra todo que lo enuncia: “¡Sombras ilustres, que fecundasteis la planta de la libertad con un riego sangriento, y legasteis sus dulcísimos frutos al suelo patrio, ardiente en fuego sagrado! Recibid hoy, benignas, las prendas sinceras de su fiel gratitud en alabanzas dignas, más duraderas que el mármol y el bronce, las cuales colocan vuestra memoria en el alcázar de la gloria”. Mármol y bronce, inmovilidad patriótica y gloriosa de los caudillos como sombras que desde el oráculo inasible de la nación recién nacida y bañada en sangre van a emprender el largo camino de la adoración nacionalista.

El tono patriótico de los poemas cultos de la independencia no culmina en una solvente épica, trágica, sin tiernos sentimientos devastados; los poemas patrióticos arrancan su largo peregrinaje sentimental por un nacionalismo que deja casi a oscuras todo aquello que nombra: bridones, sienes de oliva y masiosares serán los enigmas nacientes de esa patria innombrable, también inentendible, en ocasiones hasta patética y exterminadora. Queda a la espera la invisible patria real, indígena, negra, olorosa, escatológica, feroz, heterogénea y pendenciera; una patria que se empecina en borrarse, que se inmola en cada crisis y que pone al límite la herencia del bronce en calma. Una patria amarga, en tinieblas, hecha más de murmullos que de epopeyas y en la que ya casi nadie aspira a salvarse, quizás como en el poema “Alta traición”, de José Emilio Pacheco: “No amo mi Patria. Su fulgor abstracto / es inasible. / Pero (aunque suene mal) daría la vida / por diez lugares suyos, cierta gente, / puertos, bosques de pinos, fortalezas, / una ciudad deshecha, gris, monstruosa, / varias figuras de su historia, / montañas / (y tres o cuatro ríos).”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s